Tienda Online de Bicicletas

All-Mountain y Enduro

Alta montaña y senderos realmente escarpados, así de simple puede definirse el uso que tienen esta clase de bicicletas diseñadas para sentirse como en casa a la hora de moverse por terrenos donde muchas bicicletas ni podrían aspirar, capaces incluso de abrirse paso donde sea necesario aunque no exista camino alguno. Las modernas bicicletas Enduro son sus hermanas orientadas a descensos. Suben igualmente de bien, aunque su punto fuerte es el descenso.


¿Cómo y dónde debe usarse la bicicleta?

Quién busque la conducción más técnica y no se desanime ante fuertes subidas, debería estar encantado con una bicicleta All Mountain con horquillas de hasta 160 mm de recorrido. Si se quiere ir un paso más allá con una conducción más nerviosa que permita menos fallos, aunque a cambio de ganar mayor velocidad y tolerancia a obstáculos difíciles, entonces mejor decantarse por una Enduro, ya que suelen tener unos milímetros más de recorrido, normalmente sobre los 170 mm. En general ambas bicicletas son primas-hermanas, con la pequeña diferencia de que las Enduro no están tan orientadas a tener en cuenta posibles subidas como las All Mountain.

¿Qué equipamiento puede esperarse?

Los modelos más modernos incluyen, por norma general, ruedas de 27,5” con cubiertas y llantas bastante anchas, discos de freno hidráulicos con un mínimo de 180 mm de diámetro, y distintas clases de horquillas RockShox o Fox, así como amortiguadores con posibilidad de bloqueo o posibilidad de graduar la dureza de amortiguación. También es importante, y que muchas veces no se mira, el ancho del manillar, que debería ser a partir de 740 mm. A partir de 2.000 € sería de esperar que tuviera incluida una tija con ajuste de altura remoto desde el manillar, pero de no tenerla, incluso merece la pena comprarla aparte e instalarla.

¿Cuánto debería invertirse?

El componente principal y más importante de esta clase de bicicletas es el cuadro, y debe buscarse el más resistente y mejor diseñado para disipar los obstáculos. En este punto no merece la pena ahorrar en absoluto. Para facilitar un poco la elección, muchos fabricantes ofrecen el mismo cuadro cambiando únicamente la configuración del resto de componentes. Se pueden encontrar buenos modelos a partir de 1.500 € y, como era de esperar, hacia arriba no hay límite económico alguno. De todas formas, nuestro consejo sería permanecer en la franja de entre 2.000 y 3.000 €, ya que es donde suele encontrarse la mejor relación entre calidad y precio.


All Mountain Full Suspension Bikes

Enduro Full Suspension Bikes